viernes, mayo 23, 2008

Año sabatiano



El próximo 16 de noviembre se cumplirán 25 años de la desaparición física del maestro Jorge A. Sabato (a) Jorjón, uno de los inspiradores de este blog. Por lo cual declaro al 2008 "Año Sabatiano" (no Sabático, a ver si alguno se confunde).

En un momento en que no terminamos de salir de la incertidumbre y la confusión y cuando se agitan viejos y nuevos enfrentamientos, creo oportuno traer un texto que Sabato escribió para la revista Extra (sí, la de B. Neustadt) a fines de 1972, en ocasión del primer retorno al país de Juan Domingo Perón (de paso, es muy interesante la nota del dirigente democristiano Horacio Sueldo que acompaña a la de Sabato).

Vale la pena aclarar previamente que Jorjón estaba muy lejos de simpatizar con el peronismo y sobre todo con Perón, aunque tampoco se consideraba antiperonista y prefería definirse como independiente. Lo valioso de este texto es que muestra cómo hace más de 35 años las viejas antinomias ya estaban en vías de superación, sobre todo a nivel del pueblo llano (algo que tanto Perón como Balbín, entre otros, entendieron muy bien en los tiempos que siguieron). Por lo que la insensatez y la ofuscación que parecen florecer hoy día son otro signo de nuestro retroceso (en todo sentido, en este caso el cultural) de las últimas décadas. No me parece desacertado creer que estas palabras de Sabato también están dirigidas a nosotros, los argentinos de 2008.

El triunfo del pueblo

Opina Jorge Sabato del pueblo peronista y del no peronista

Hacer análisis políticos, sin la información necesaria, es como hacer ejercicios relativamente retóricos y vanos. Yo no soy analista político, por lo tanto no me gustaría hacer análisis sobre la situación actual. Yo quisiera hablar como lo que soy, una persona que se cree independiente y que es independiente. Soy un ciudadano más que tiene interés por lo que ocurre y me gustaría decir qué es lo más válido de todo lo que ha pasado.

Según lo siento, en primer lugar, es el triunfo del pueblo. Aquí está muy mal hablar de quién ganó o de quién perdió, sobre todo cuando se plantea a la gente si ganó Perón, si ganó Lanusse, si ganó Balbín, si ganaron cada uno de los tres. Aquí, por suerte para la Argentina, hay un protagonista que supera abiertamente a los hombres y que ha ganado, es decir, el pueblo. Porque así es: éste es un triunfo del pueblo peronista porque, efectivamente, durante todo el exilio de Perón, el pueblo resistió los cantos de sirena así como todas las tentativas bastardas de conquistarlo. Resulta un poco así como el juego de los espejos, los que les mostraban a los indios para atraerlos, pero la gente no se dejó atraer y sencillamente les dio la espalda.

Resulta admirable, desde un punto de vista sociológico, humano, que tanta gente, durante tantos años, haya resistido de esa manera, además con esa cordura, con esa inteligencia, con ese olfato de las cosas.

También ha sido, en mi opinión, un triunfo del pueblo no peronista, que creo que no debe ser olvidado en este momento porque parece que no existe, pero todos sabemos que existe, independientemente de quienes lo dirigen o de quienes pretendan dirigirlo, no solamente porque no haya perturbado los actos de los adictos del peronismo durante su fin de semana, sino también porque el pueblo no peronista no fue cómplice de las trampas. Porque el pueblo no peronista no acompañó a los tramposos. Hubo trampas permanentemente durante los últimos años y el pueblo no las convalidó, y por eso es que cada vez que los tramposos eran desalojados del poder el pueblo no peronista no movía un dedo. Eso explica la soledad absoluta de Frondizi y en alguna medida la soledad de Illia, también.

El pueblo no peronista podía haber trampeado, como sus dirigentes pretendían, en cuyo caso los dirigentes tramposos hubieran seguido falsificando el proceso; sin embargo, la intuición del pueblo no peronista los llevó a no ser cómplices, y por eso es que asistimos a gobiernos que no solamente no tenían apoyo popular legítimo, sino que la ilegitimidad del apoyo que creían tener les quitaba apoyo, validez y viabilidad, y por eso fueron fracasando uno detrás del otro. Creo que ésta es la parte más interesante de este proceso: ver cómo grandes masas populares, incluso mal informadas, con una prensa que distorsionaba la verdad, tienen una especie de intuición sabia.

A pesar de este largo periodo de luchas, en las masas populares no se engendraron odios, pese a los intentos realizados por la clase dirigente de la masa peronista de engendrar odios contra la masa no peronista. El odio nunca prendió, y también a la inversa: no hubo deseos de venganza en los no peronistas contra los peronistas, pese, también, a los esfuerzos de los dirigentes. Y me estoy refiriendo a las masas no a los dirigentes, y que esto quede claro. Reitero: pese al empeño del mismo Perón del «cinco por uno» y pese al intento de los gorilas de crear lo mismo del otro lado. Yo tengo amigos de uno y otro bando y siempre nos hemos respetado. Y no hablo de odios, estoy hablando de algo más serio como lo es la no delación. Y esto es único. No ha pasado en otros países o en otros pueblos.

La cordura de un pueblo, que ha superado la incapacidad de sus dirigentes, explica que el pueblo en los grandes acontecimientos —sea en la caída de Perón como en el retorno de Perón — no haya entrado en luchas populares. Los periodistas extranjeros que venían acá esperaban entre 500 y 5000 muertos; en el extranjero se levantaban apuestas sobre esto.

Yo creo que esto puede producir un fenómeno (entrando en el terreno de las predicciones) si tomamos conciencia que las masas tienen una especie de olfato histórico para marcar cómo deben seguir las cosas, si agregamos que la falencia fundamental de la Argentina en los últimos 30 años han sido dirigentes que han estado siempre a contramano, al costado, arriba o abajo, pero nunca con; a lo mejor ahora se produce un fenómeno de maduración de la clase dirigente. Proceso histórico que cada uno ha cumplido de distinta forma, pero que indefectiblemente se cumple. En algunos países se ha tenido que matar un millón de personas, por ejemplo en México a través de su revolución, para reemplazar una clase caduca. En otros, hubo también que matar un millón, como en la guerra de secesión americana, para cambiar la clase conservadora del Sur por la del Norte, industrialista y progresista. España es un caso similar con su guerra civil. La Argentina hace 20 años que intenta cambiar su clase dirigente sin pasar por una guerra civil como la de los americanos, los mexicanos o los españoles. Claro que a mucha gente ululante esto le parece conservador y reaccionario. Yo no soy de ninguna manera timorato, pero digo que la sangre generalmente toca a mucha más gente de lo que uno piensa, y que la sangre la proveen no los intelectuales, que escriben sobre el problema, y no los generales, sino la pobre gente de todos los días. Yo no veo por qué necesariamente tenemos que pasar por la sangre. El pueblo hasta ahora ha dicho que no a eso, a pesar de todo lo que ha ocurrido. Porque el pueblo tiene una sensatez histórica y una cordura histórica que llevan al país a hacer una cosa muy original.

Pero entendámonos: el original, aquí, es el pueblo y no sus dirigentes.


24 comentarios:

Anónimo dijo...

Rafa:

Muy bueno, nunca habia leido nada de este hombre.Por suerte no se considera analista,porque sino...

Por desgracia, la cosa duro poco,y tuvimos que pasar por alguna sangre (muy poca, siguiendo los elementos que aporta Don Sabato;en realidad, creo que hasta en eso tuvimos suerte).

Y hoy, creo que estamos como muy bien describe JS ante un gobierno similar a Frondizi o Illia.
Con una gran diferencia:con una desigualdad social nunca vista en Argentina y una ajuricidad ( Alfonso dixit)sin precedentes y gravisimos problemas economicos.

Pero, que se puede hacer?
Y le agrego,- Ud fue su amigo - que diria hoy este hombre?
O a la inversa, Ud ve alguno por ahi?
Yo no.
Cordiales saludos
anonimo bostero

Anónimo dijo...

Los "ensayos en campera" se deberían regalar en cada esquina de la ciudad (de chantas y chantocratas: lectura obligatoria)

y dale con pernía... dijo...

Lobo, su peronismo de closet empieza a resultarme un tanto grotesco. Deje de reprimirse. Creo que los lectores del blog coincidirán con que usted no tiene que pedir perdón ni aplausos por su condición peronista (como dice la canción de Sandra). Viva su peronismo con naturalidad, sus amigos y sus lectores lo vamos a seguir queriendo, el sol seguirá saliendo para nosotros y para usted.

Tenga en cuenta, don Lobo peronista, el siguiente argumento aritmético. Desde 1973 a la fecha el peronismo ha gobernado en el orden nacional:

1) mayo de 1973 a marzo de 1973, casi tres años del Tío + Pocho + Pocha (con brujo incluido).

2) mediados de 1989 a finales de diciembre de 1999, diez años y medio de nemem.

3) diciembre de 2001 al presente, casi seis años y medio de duhaldecracia más la era de los pungüinos.

Total: 20 años de peronismo en 35 años, son los que más estuvieron en el Poder Ejecutivo. Súmele que los peronistas han gobernado por más tiempo a las provincias y los municipios, ahí tenemos este presente de ineptitud, corrupción, pobreza, clientelismo, etc.

Terminemos con la pelotudez de situarnos en los años 40/50 para justificar lo injustificable. Déjese de joder con reportajes bobos a J.S. y con las frases anacrónicas del Tata Cedrón, como esa que me obsequió en el blog de su compañero pejotero.

Este es el peronismo que conozco desde que tengo uso de razón, y puedo criticarle a sus asesinos, su mafia punteril, su corrupción, su clientelismo repugnante, su siempre oportunismo para hacer más de lo mismo, su cacareo "popular" en tanto favorece a Repsol and Co. sin convertirme por ello en un "gorila" o en lo que fuere.

Al peronismo tenemos que terminarlo nosotros para gestar algo mejor. ¿Si no quien lo va hacer?.

Ustedes los peronistas se aprovechan del entuerto agropecuario, de las desafortunadas declaraciones de Carrió, para ponerse en "¿ves? nosotros somos el pueblo, nuestros críticos son gorilas y oligarcas".

Basta de verso Lobo, al momento de opinar póngase la camiseta y déjese de joder con la supuesta neutralidad.

He dicho.

y dale con pernía... dijo...

Ah, me olvidaba, el pueblo del que habla Sábato no regaló diez años y medio de nemem...

Lobo, en cierta forma usted es inofensivo, es un peronista nostálgico, sus post por lo general están fuera de tempo.

y dale con pernía... dijo...

"...nos regaló diez años y medio de nemem", debí tipear.

Anónimo dijo...

Rafa:

Si me permite agrego algo al Sr Pernia:

1.Durante los gobiernos militares el peronismo ( y los radicales)siempre tuvieron una cuota de poder.
Es decir que desde el 55 para aca,el peronismo ( y los radicales)han impuesto la misma ideologia:socialista-estatista-populista.(Un engendro argentino(?)).

2.No creo que Sabato ( el decente)deba ser descalificado por tener un pensamiento(en ese momento y lugar)optimista.

3.Alberdi decia (53/54) que nos iba a llevar dos siglos desarmar la estructura legal creada por Felipe II y Carlos V.
Con los sucesivos desastres que nos mandamos, yo diria que todavia estamos en 1840.

4.Por estas razones,creo que el peronismo no es mas que una anecdota(y sus socios radicales).
Don Lobo, no es peronista ( y si lo fuera,como Ud denuncia,da lo mismo), el problema de Don Lobo - y de millones de argentinos - es que son "socialistas".

5.El gran problema, es que no lo asumen - no Don Lobo, sino la inmensa mayoria de los argentinos,incluidos,los integrantes de la "supuesta oligarquia" de la Sociedad Rural.
Y estan en todo su derecho,pero el problema, es que quieren pensar y hablar como socialistas y vivir como capitalistas "salvajes"(por supuesto no hago en esto ninguna referencia personal)por el contrario me refiero a nuestro pueblo en su conjunto.

Cordiales saludos
Gracias por su tiempo.
anonimo bostero

Rafa dijo...

Don AB:
Me alegro de que le haya gustado lo de Sabato. Aunque yo no creo que hayamos tenido suerte, más allá de la poca o mucha sangre. Pensemos que en la crisis de 2001 estuvimos a punto de desaparecer como país.

No tuve la suerte de ser amigo de Jorge Sabato, sí pude verlo y escucharlo personalmente un par de veces pero él no debe haberse percatado de mi existencia. ¿Qué diría hoy? Ni idea, aunque prefiero imaginar que recordaría su frase favorita "Con tanta mishiadura, cuesta mucho pensar en cosas grandes" (que se la había escuchado a un tachero). Y se pondría a pensar en grande.

Anónimo de 12:29 AM:
Coincido, y de paso recuerdo que el texto "De chantas y chantócratas" fue rescatado por este blog, acá.

Gracias y saludos cordiales.

Rafa dijo...

Y dale:
Me alegro de que el control de calidad esté funcionando a pleno. Gracias por el consejo, ahora voy a buscarme un analista para resolver mi complejo de peronista reprimido. Mientras tanto, hay muchísimos blogs para visitar, con ideas brillantes y modernas, que no tienen el más mínimo tufillo a peronismo. Y donde por sobre todo, uno jamás va a encontrar ninguna mención a Norberto Galasso.

Don AB (2do comentario):
No sé si tomar lo suyo como una defensa hacia mí, si ésa fue su intención se lo agradezco. En lo que no creo equivocarme es en adivinar en su pensamiento mucho del legado del recordado don Álvaro Alsogaray. Del cual pude impregnarme muy bien en mis años mozos leyendo sus artículos en La Prensa de los Gainza Paz (que no es la misma de ahora). Si él no pudo convencerme de las bondades de las doctrinas de Friedrich von Hayek, Ludwig von Mises y Milton Friedman, o de que vivíamos bajo un Estado "socialista y dirigista" (con Joe durante el Proceso!), dudo que Ud. pueda hacerlo ahora. Qué se le va a hacer, al que nace barrigón es al ñudo que lo fajen.

De paso y ya que lo menciona, acabo de encontrar un libro de Juan Bautista Alberdi, "Grandes y pequeños hombres del Plata", se lo recomiendo.

Saludos cordiales.

Anónimo dijo...

Rafa:

1.Con poca sangre, tuvimos la suerte que no ganaran las bandas terroristas:no se si Ud o yo estariamos vivos, y seguro no estariamos escribiendo aca.

2.No tengo que salir a defender a nadie(si, por pena, por a ahi lo defenderia a Don AL); solamente trato de describir algo(en mis anos de ejerccio=describia al sujeto que tenia en cama: semiologia).

3.Y si el Chancho fue el unico "liberal"consecuente y mas famoso.
Pero hay un detalle: Era un CAPITAN ingeniero, a quien las circunstancias hicieron economista.

Despues fundo la UCEDE, eso no lo hace un politico.
Nunca fue un politico.
Y eso nunca lo tuvimos.
Que el proceso(con Joe adentro)fue Estatista, Populista, que duda cabe?

Si lo lei hara tres meses el libro de Alberdi:lo mas llamativo es su posicion sobre el caudillismo.
Tampoco era un politico.

Creo que ya lo dije:lo mejor de Alberdi(no lei todo)es "Sistema rentistico..."

Pero...de eso no hay mas.O si,yo no lo se.
Y sino, fijese, ayer en Rosario: 300.000 personas:pidiendo una rebajita,pero de acuerdo con todo lo demas.Blumberg II.

Y bueno, es el pueblo.
Esperemos
Cordialmente
anonimo bostero

y dale con pernía... dijo...

Lobo, déjese de embromar. Usted es más peronista que el bombo del Tula.

Ello no será óbice (palabra que empleaba su líder Isabel) para la lectura de este blog, y menos para mi participación en él.

Respecto de su elección Galasso... usted lo considera un historiador valioso y a mí me parece un burro de cuarta. Son gustos.

¿Sabía que a Galasso no le gusta ni ahí Jorge Sábato?. Es así, debido a que jorjón desarrolló la tesis básica de Milcíades Peña sobre la clase dominante diversificada. Le recuerdo, Peña llamaba al maestro de Galasso (el colorado Ramos) "la cortesana roja de Apold". Imagino que Peña en el 82 lo habría llamado acertadamente "la cortesana roja de Galtieri".

A diferencia de lo enunciado por Peña/Sábato, Galasso repite el esquema oligarquía vs burguesía nacional, dos entelequias cuyos límites difusos le permiten al burro, como al resto de los "nacionales" peronoides, hacer y deshacer caracterizaciones, así, a Amalita y cía los pasan de un grupo a otro sin ruborizarse.

Le regalo una yapa don Lobo, Schvarzer, al que hemos nombrado en otro tema, firmaba artículos en sus años mozos de marxista con un seudónimo empleado por Milcíades Peña en la vieja publicación Fichas. Si recuerdo bien, usaba Victor Tesla.

Bye bye.

Anónimo dijo...

Che Lobo:

Este Pernia, me parece que de futbol no entiende ni medio, pero es mas que evidente, que sabe o que estuvo o que conoce.

Coincido,demasiado con el, mas que a menudo, pero intuyo,que en el fondo no.

Pero bueno.Ud Don Lobo, ya que puede y sabe escribir, junte gente.
En ideas elementales,basicas.
Hoy Argentina, esta esta para que la meneje Homero Simpson!
anonimo bostero

Anónimo dijo...

Rafa:

No tenía idea de la existencia del sr. Jorge Sábato hasta que empezaron a aparecer notas suyas en la revista Humor - y sí, eran épocas de dictadura y el enemigo tenía cara de enemigo; no como ahora en que todo parece más difuso, más convenientemente reciclado hasta el punto de que tipos siniestros como el Joe sean llamados "estatistas". Pero bueno, en Troya creyeron que el caballo era un regalo y así les fué...
Volviendo a don Sábato, en una de sus notas previas al comienzo de la democracia hablaba del "campo minado" que se recibía de la disctadura.
El tiempo pasó, la democracia ya debiera ser "mayor de edad" pero lamentablemente el campo minado tiene tanta o más vigencia hoy que a principios de 1983.
Claro, la post-dictadura tendría después la trucha "avispada" del carlo y hasta a veces podía parecer simpática pero el veneno era y es el mismo.
Jauretche, este Sábato, Gracias por insistir con estos viejos inolvidables.
Saludos.

ram

Rafa dijo...

Estimado AB:
Después de lo que hemos pasado, para mí hoy día toda sangre es demasiada. Dudo muchísimo de que alguna vez haya existido una lejana posibilidad de que las organizaciones guerrilleras tomaran el poder, y nunca dejé de tener sospechas sobre algunos de sus máximos dirigentes. No es un tema que me interese tocar por ahora.

Sobre don Álvaro, coincido con Ud. en que fue consecuente aunque le recuerdo que dedicó sus últimos años de actividad al hoy olvidado proyecto de la "aeroísla". Él, que durante décadas abominó de los "proyectos faraónicos", terminó dedicándose a uno de ellos. Y no sólo fundó la UCEDE, ya antes había probado suerte con la Unión Cívica Independiente y luego con la famosa Nueva Fuerza.

Entiendo perfectamente que desde su punto de vista califique al Proceso como "estatista" y "populista", como lo hacía don Álvaro. Porque los tipos no desmontaron para nada el Estado preexistente, no privatizaron ninguna empresa pública y encima Joe estatizó la Italo (para beneficio de sus amigos, si no para el propio). Pero dejaron como caballo de Troya el monstruoso endeudamiento externo (al que se obligó p.ej. a YPF) que terminó haciendo a ese Estado inviable. Por algo cierta vez Joe felicitó a M*n*m y/o Cavallo por haber cumplido la tarea que él no había podido terminar.

Y sobre Alberdi, le agradezco que me vuelva a recordar ese libro, todavía tengo que ubicarlo.

Una definición perfecta la suya sobre lo de Rosario: Blumberg II.

Finalmente, sobre su comentario de 11:25 PM: eso es lo que intento, tirar ideas, y si sirven para juntar gente, mejor. Eso sí, que maneje otro.

Un saludo cordial.

Rafa dijo...

Y dale:
Mientras espero turno con el analista, no voy a perder tiempo discutiendo sobre mi supuesto peronismo. Igual no hay problema, puede seguir participando.

Veo que nombrar a Galasso le produce alergia, así que trataré de evitar volver a hacerlo. Le agradezco sus datos sobre Milcíades Peña aunque debo aclararle que Ud. se refiere a Jorge Federico Sabato (Jorgito), hijo de don Ernesto, que fue ministro de Educación de Alfonsín y falleció en un accidente en 1995. Reitero que acá homenajeo a Jorge Alberto Sabato (Jorjón), que era sobrino del hombre de Santos Lugares (fíjese aquí). Gracias también por el dato de Schvarzer, no lo tenía.

Ram:
Justo en mi última respuesta a don AB junté lo de Joe como "estatista" con lo de caballo de Troya, ahí puse lo que pienso al respecto.

Por razones profesionales yo estaba bastante al tanto de Jorge A. Sabato y su obra, cuando empezó a sacar sus notables columnas en Humor. Recuerdo muy bien su nota sobre las "minas" que nos dejaba el Proceso, a lo mejor algún día la traigo aquí. Coincido totalmente con lo que decís sobre la vigencia del campo minado. Gracias a vos por tu comentario.

Saludos cordiales.

y dale con pernía... dijo...

Es verdad don Lobo, pensaba que estábamos hablando de Jorge F., se me mezcló en la cabeza con Jorge A., el del libro de Física.

¿Supuesto peronismo?... vamos, usted no necesita analista, simplemente tiene que repasar las 20 verdades que le dejó el General.

Ah sí, Galasso. Nombrar al escriba de hoy en día de la "izquierda" nacionalista me produce gran alegría. Casi tanto como recordar a las momias Ramos y Spilimbergo. Creo que es la corriente política que más desprecio.

Anónimo dijo...

Rafa:

1.No sabia que era escritor en Humor!
Nunca lo compre,los muchachos del trabajo si.Habia un tipo que escribia de futbol (o eran dos)y habia un tal Clos(?)que era muy gracioso.

Mi mayor interes fue una serie de notas que hizo un medico denunciando las tropelias de FEMEBA(Federacion Medica de Prov de Buenos Aires).

Hace unos anos le escribi a Cascioli buscando esos numeros: me mando con las Madres!!!

2.La Deuda de Joe: la deuda no la "hizo" el: la hicieron los militares.
La deuda es necesaria:excepto para los que aun mantienen la ideologia "mercantilista" del siglo
18,19.
Joe decia que (con toda razon) que la deuda nunca se paga( solo los intereses):habia que mirar el ratio:PBI/Deuda.Con Joe y con estos sucesivos "gobiernos" peronistas y radicales.

No estoy defendiendo a los militares, simplemente digo que no les veo gran diferencia con el actual.

3.Un parrafo sobre Menen:nadie, nadie;habla del plan Bunge Born,de la hiper 89/91?
Menen fue un peronista tipico:"arreglo" con Cavallo porque era lo que tenia a mano, si no tenia otro lo hacia con Bin Laden!.

4.De ninguna manera descarto,en vista de la tormenta que viene,que este K, lo mas parecido a Menen,en cualquier momento se mande otra "brillante" maniobra peronista.Y lo van a aplaudir.

5.Aunque no estoy de humor - los negocios nunca andan como uno quiere - me permito recomendarle otro libro(seguro que ya lo hice,pero,bue,para sus lectores:Las bases totalitarias del fracaso argentino: Meir Zymberberg(esta vivo), es barato.
Y el de Alberdi:yo compro en Mercado libre o la otra:($ 5/$15),usados.

Un saludo atento
anonimo bostero

sol dijo...

este artículo es hermoso. poco predictivo, pero hermoso.

Rafa dijo...

Y dale:
Lo traicionó el subconsciente (?), puso que el nombrar a NG le provoca gran alegría, yo pensé que era alergia...

Don AB:
1- Así es, JAS publicó muy buenas columnas en Humor desde 1981 y hasta poco antes de fallecer en el '83. Sobre fútbol ahí escribían Tomás Sanz y Walter Clos que era muy punzante y divertido, no sé si es familiar del Clos de la TV.

Sobre las trapisondas en el ámbito médico era notable la tira "La clínica del Dr Cureta" del dibujante Ceo. Supongo que en Parque Rivadavia (o por Mercado Libre) se deben conseguir las revistas de esa época.

2- Totalmente de acuerdo en que la deuda de esa época es responsabilidad de los militares. Justamente Jorge A. Sabato siempre hacía hincapié en que la política económica de Joe era en realidad la de las FFAA.

Coincido con Ud. en que la deuda es necesaria y que lo que le interesa a la banca es que le paguen los intereses (alguna vez aquí puse algo al respecto de Enrique Silberstein, no sé si lo ubica). Le debo algunos datos que tengo por ahí sobre la ratio PBI/deuda.

3- Es verdad, no es tan recordada la hiper de la época del riojano. Acá ya le va a llegar el turno.
4- Habrá que ver.
5- Le agradezco los datos de los libros.

Saludos cordiales.

Rafa dijo...

Sol:
Me alegro mucho de que te haya gustado. Muchas gracias por pasar.

Un beso.

Anónimo dijo...

Rafa:

Bueno, creo que lo enganche en una:"La clinica.."la hacia Meiji: Meijide, fue companero nuestro en la Unidad hospitaria.Muy buen pibe.
Sus relatos eran generalente autenticos.
Cordialmente
anonio bostero

Rafa dijo...

Don AB:
Tiene razón, Meiji escribía el guión y Ceo hacía los dibujos. Para uno que no estaba en el ambiente, no era difícil darse cuenta que se basaba en hechos reales. Realmente excelente.

Gracias y saludos.

y dale con pernía... dijo...

En ocasiones alergia y alegría van de la mano, se complementan.

Don Lobo, con su ídolo NG y la crema de la "izquierda" nacionalista me ocurre lo de ustedes los peronistas con la puta oligarquía, no pueden vivir con ella, pero tampoco pueden vivir sin ella. A los peronistas los completa, les da sentido.

Anónimo dijo...

Rafa( Y el amigo Olguin)

Como soy un "recomendador" profesional, (al que (probablemente ,justamente ,nadie le da bola): hoy recomiendo; post de 'ALBERDIANOS"
sobre el pensamiento de JB Alberdi.

En anteriores, hay unos post de este muchacho,ningun bobo, muy jugosos, con algunos opinologos de primera.

Sinceramente,
anonimo bostero

PS: que noche,anoche,no?
Cuando Roman anda mal,y cuando Roman es Roman, es culpa de un arquerito que puso la doce!
Si no entienden el futbol, como van a entender de politica,no Artemio?

Rafa dijo...

Y dale:
Ahí vengo de prenderle una vela a un retrato de Galasso que tengo en la pieza, jaja!!

Muy ciertas sus palabras, por la misma razón que los antiperonistas no pueden vivir sin el peronismo.

Don AB:
Sus recomendaciones suelen ser bienvenidas por aquí. Acabo de visitar el blog que menciona, no creo que llegue a convertirse en mi favorito pero siempre es bueno recordar y leer a Alberdi.

PD: los alcanzó la maldición de los arqueros. Aunque quién le dice, por ahí dan otro Maracanazo.

Saludos cordiales.